Dónde comprar: Sabe la Tierra

Visita a SABE LA TIERRA14720743056599

Con el objetivo de generar conciencia para el cambio de hábitos en el consumo, Sabe la Tierra crea espacios de encuentro entre vecinos y logra, con los mercados, revalorizar el espacio, la relación humana y el cuidado del medio ambiente.

Cómo lo hace: poniendo en marcha mercados, en distintos puntos de la Ciudad y Provincia de Buenos Aires. Además, dando charlas a empresas y organizaciones, generando programas educativos, brindado servicios de catering, organizando eventos especiales de concientización e inspirando a otros a que se sumen al cambio.

A través de los mercados itinerantes callejeros, Sabe la Tierra promueve el trabajo de pequeños productores y acerca una propuesta de alimentación saludable sin intermediarios. Seguir leyendo


Dónde comprar: Barrio Chino

Arco de ingreso al barrio.

Arco de ingreso al barrio.

En el barrio de Belgrano, que pronto pasará a tener sus calles peatonales, podemos encontrar restaurantes y supermercados de la comunidad asiática.

Los que no vamos a comprar a supermercados comunes porque sabemos que recorreríamos las góndolas sin tocar ni un solo producto, en estos negocios podemos sentirnos más “en casa”. Hay para elegir, para todos los gustos, muchísima variedad. Los precios no son de lo más económico (o será que estoy acostumbrada al económico mercado de Liniers), pero hay alimentos y productos para comprar ocasionalmente y salir de lo habitual. Seguir leyendo


Dónde comprar: Mercado Andino de Liniers

Granos, cereales y harinas.

Granos, cereales y harinas.

Uno de los inconvenientes con el que nos encontramos quienes nos orientamos hacia una alimentación saludable aparece cuando vamos de compras. Acceder a frutas y verduras, la base de nuestra alimentación, es simple ya que hay verdulerías al alcance de todos. Si las queremos orgánicas hay servicios de entrega a domicilio semanales en la Ciudad y en el Gran Buenos Aires, en un próximo post hablaré sobre ellos. Pero el problema surge cuando queremos complementar nuestra alimentación con otras opciones, productos diferentes, sin lácteos, sin gluten, sin aditivos ni conservantes. Los que ya hicieron la prueba, vieron que en los supermercados tradicionales, por más que leamos todas las etiquetas se complica conseguir algo aceptable. De ahí que muchos usan la excusa “entonces no se puede comer nada” error! están buscando en el lugar incorrecto!

Entonces nos volcamos a los negocios tipo “almacén naturista” o “dietéticas”, donde hay infinidad de opciones, pero también aconsejo revisar muy bien los ingredientes. El lado negativo serían los costos un poco elevados. Seguir leyendo